Artículo del New York Times: Parada # 2 en un viaje de un año, un lugar en Panamá que lo lleva lento